Ojos

por | Noviembre 4, 2016
Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Ojos

En cuanto a los ojos, lo que buscamos siempre es resaltarlos. Un secreto poco conocido es el de poner brillo de labios en los párpados con la yema del dedo para lograr un efecto de iluminación en la mirada. Esto también lo podemos combinar con sombras moradas.

La forma de maquillarse los ojos dependerá del momento. Si salimos de noche, será más oscuro, más cargado, con una línea negra más delineada. En cambio, si es durante el día, lo mejor es un maquillaje natural, con sombras marrones o beige.

La forma de los ojos es un factor fundamental a la hora de maquillarlos para resaltarlos. Al igual que el color influye en los tonos más favorecedores o menos.

Por ejemplo, las que tienen párpados caídos deberán delinearse con sombras profundizando sobre los extremos para lograr el efecto de elevación. En cambio, si lo que buscamos es hacerlos más grandes solo necesitamos un buen delineado, sombras claras y mucho rimmel.

En cuanto al color, para ojos claros lo mejor es utilizar colores de la gama de violetas y azules. En cambio, los ojos oscuros se pueden resaltar con colores tierra como el naranja, el marrón y los cálidos.

Veamos que le conviene a cada tipo de ojo.

Ojos pequeños

Aplica sombras de colores profundos para dar forma de almendra desde el centro del párpado móvil y terminando por encima del ángulo externo. Para dar sensación de alargar el ojo, utiliza sombras claras y brillantes en el fondo.

Ojos redondos

Utilizando colores pálidos sobre el fondo del párpado, dibuja una forma rasgada.

Aplica las sombras más oscuras entre la línea interna del ojo y la ceja. Utiliza los colores más claros entre las pestañas y la línea interna del párpado.

Ojos caídos

Dibuja las cejas con forma ascendente para elevar tus ojos. Luego utiliza sombras oscuras bien difuminadas de forma ascendente en la mitad externa del ojo.

Ojos juntos

La depilación de las cejas cuando los ojos resultan demasiado juntos es esencial para la composición de un rostro bello. Debemos intentar que las cejas tengan la mayor distancia posible entre ellas, manteniendo siempre la estética, claro.

Es aconsejable utilizar sombras claras cerca del puente de la nariz y más oscuras hacia el rabillo del ojo.

Ojos separados

Lo que debemos hacer es intentar que las cejas estén lo más juntas posible, aplicar sombras oscuras cerca de la nariz y sombras más claras en el extremo del ojo.

Ojos hundidos

Utiliza sombras brillantes en el párpado móvil y emplea solamente las oscuras para crear falsas líneas internas en el párpado por encima de la natural.

Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest