Cómo aplicar bien la sombra de ojos

por | Enero 20, 2017
Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Los ojos son el espejo del alma, y para conseguir que destaquen en tu rostro, sólo necesitas seguir los breves pasos que te indicamos en las siguientes líneas. Aplicar sombra al modo de los profesionales o las celebridades es muy sencillo, y en poco tiempo puedes lograr resultados sorprendentes. Aprende a resaltar tus ojos y deja salir tu lado más seductor. Aquí tienes cómo lograr una mirada intensa y llena de magia. Esperamos que te ayude nuestro tutorial para aplicar sombras de ojos.

Cómo aplicar bien la sombra de ojos paso a paso

Paso 1: Para destacar tus ojos como toda una profesional, necesitarás un pincel de espuma para las sombras brillantes o con purpurina (un truco: si quieres que tu maquillaje luzca más intenso, moja el pincel), y un pincel de cerdas para sombras mate.

Ahora bien, el procedimiento básico para las sombras requiere de tres tonos o colores: un tono principal para combinar con tu atuendo, un tono oscuro para lograr más profundidad y resaltar tus ojos (negro, marrón o un color más oscuro que el tono principal), y finalmente, un tono claro (blanco, dorado o plateado) que utilizaremos para resaltar la mirada.

Paso 2: Antes de comenzar, deberás utilizar una pre-base para sombras (puedes emplear de igual modo una base de maquillaje o polvos que coincidan con el tono de tu piel). La idea aquí es que tus sombras luzcan más relucientes y el color se fije por más tiempo. Además, la pre-base te permitirá ocultar las venitas habituales en esta zona del rostro y evitar la aparición de molestos pliegues.

Paso 3: Ahora procederemos a aplicar la sombra del tono principal que hayas escogido. Básicamente, abarcaremos todo el párpado móvil, por lo que cerraremos los ojos, y comenzaremos por la sección interna, repasando hacia afuera. Para ello, extiende el pincel desde el lagrimal hacia el exterior, cubriendo todo el globo ocular. Cuando termines, cerciórate de que el resultado te ha gustado. Abre y cierra los ojos para comprobar que todo ha salido conforme esperabas.

Paso 4: Seguidamente, toca el turno de aplicar el tono más oscuro. Frotamos el pincel con la sombra elegida y ubicamos el hueso del párpado, es decir, la zona que delimita el párpado móvil del párpado fijo. Esta región, llamada cuenca, puedes determinarla mirando hacia arriba y trazando una línea con aplicador en el pliegue del ojo, justo donde comienzan las pestañas.

Ahora repasamos el pincel un par de veces extendiendo la sombra hacia fuera, con cuidado de no llegar a las cejas. Un truco que puedes emplear es el de difuminar la sombra principal con la oscura a través de un pincel limpio.

Paso 5: Para finalizar, trabajaremos ahora con la sombra más clara, comúnmente llamada iluminador. En este paso, la idea es iluminar nuestro maquillaje y dotarlo de mayor protagonismo. Para ello, comenzaremos en la zona del lagrimal y en la zona inferior al arco de las cejas. Difuminamos la sombra hacia afuera (con cuidado de no tocar las cejas) y listo. Ya cuentas con un modo sencillo y rápido de resaltar tu mirada.

Paso 6: Si quieres aportarle un toque extra a tu maquillaje, te recomendamos que utilices una máscara de pestañas oscuras y un delineador. Del mismo modo, puedes humedecer levemente tu pincel y aplicar con él un poco de purpurina. Tendrás un look diferente y muy seductor. En caso de que necesites agrandar tus ojos, prueba a aplicar un poco de sombra bajo las pestañas inferiores.

Sombras de ojos para ojos marrones

¿Tienes unos hermosos ojos marrones? No los desaproveches y haz de ellos un arma seductora infalible. Para un maquillaje habitual, puedes resaltar tus ojos con un tono rosa, beige o marrón claro, son los más favorecedores. Aquí te recomendamos que apliques un efecto de difuminado, de modo que no le restes protagonismo a tu belleza natural. Para un look más desenfadado y natural, prueba a mezclar tonos beiges y marrones claros, y si necesitas un toque adicional, usa un delineador negro.

Ahora bien, si se trata de una cita nocturna, nada funciona mejor como los tonos negros, metalizados o dorados. Eso sí, no te olvides de contar con una pre-base para fijar las sombras. Si quieres ser más atrevida, no tengas miedo en exagerar un poco tu maquillaje. Un lagrimal con tonos plateados, luego dorado para la sección media y un tono oscuro al finalizar el párpado, se volverá irresistible. También te recomendamos que pruebes con un maquillaje ahumado con tonos marones.

Finalmente, y si necesitas una sombra de ojos más atrevida, que nada te impida recurrir al azul, el morado o el verde. En este caso, los tonos contrastarán con tu color de ojos, así que no apliques demasiada sombra. Mezcla estos tonos con sombras marrones suaves, difumina y listo.

Sombras de ojos para ojos verdes

Sólo un 3% de la población mundial posee ojos verdes, así que, si te encuentras en ese selecto grupo, no dejes pasar la oportunidad de resaltar tu belleza. Durante el día, nuestra mejor recomendación es que utilices colores marrones neutros, especialmente el marrón topo, se convertirá en uno de tus mejores aliados. Si además, buscas un extra de originalidad, intenta aplicarte un delineador púrpura.

En el caso de que busques un mayor protagonismo para tus hermosos ojos verdes, aquí se volverán infalibles las sombras rosadas, rojas o púrpuras. El marrón rojizo es el candidato ideal si quieres lucir más natural, pero en cualquier caso, apóyate en los tonos rosas más oscuros, tus ojos centellearán automáticamente. Además, prueba a aplicar un poco de sombra beige luminosa en la zona del lagrimal y debajo de la ceja.

¿Qué tal la sombra de ojos verdes? En este caso, debes saber que la sombra verde clara puede producir el efecto contrario en tus ojos, ya que les restarás protagonismo. El equilibrio se encuentra precisamente en los tonos más oscuros de este color. Igualmente, te sorprenderá lo que los tonos dorado, cobre o bronce pueden hacer por ti, pruébalos, y como recomendación final, mantente alejada de las sombras azules. Son fatales.

Sombra de ojos para ojos azules

¡Qué hermosos son los ojos azules! Sin duda, nos aportan un toque exclusivo y casi místico muy seductor. Sin embargo, es necesario saber combinarlos con la sombra adecuada para sacarle el máximo provecho.

Si quieres explotar todo el potencial y la belleza de tus ojos azules, debes saber, en primer lugar, que lo más importante es resaltar ese color tan singular en tus ojos, y para ello, nada mejor que los tonos naranjas. ¿Naranja? Sí. Como lo has leído. El naranja puede aportarte el contraste ideal para que el azul de tus ojos resalte al máximo. Melocotón, óxido, bronce, cobre o coral, son las tonalidades más utilizadas en este caso, aunque si quieres un toque más singular o divertido, puedes jugar con varias tonalidades, a destacar, el púrpura, azul medianoche, rosa pálido, violeta o azul profundo.

Busca la tonalidad que más te favorezca. Por ejemplo, el azul oscuro puede ayudar a que tus ojos resalten por encima de todo lo demás, mientras que un tono más claro, como el turquesa, también funcionará con acierto. Si tus ojos poseen una mezcla hermosa de azul con pinceladas verdes, el turquesa se volverá tu fiel aliado, ya que lucirás más fresca e intensa. Por supuesto, utiliza estas tonalidades con moderación, y si necesitas tonos neutros, busca colores marrones o tostados.

Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest